jueves, 11 de diciembre de 2008

El lobo feroz

Uno lleva ocho años cocinándose el hígado para enumerar los diversos e infinitos problemas de este sistema del que no se puede decir ni tan siquiera aquello de "y sin embargo, se mueve". Entonces uno llega aquí, se tropieza frente a frente con el monstruo, con esa realidad cruda que ha venido recreando en su mente en la distancia y ahí comprueba no sólo que el lobo es feo, sino que encima está viejo y desdentado y sucio (sobre todo sucio), y entonces satisface esa parte del ego que necesitaba demostrar que nada de lo vivido -la soledad, el desarraigo, el frío- ha sido en vano. Todo a tu alrededor te lo confirma: enfermo terminal; victoria del foráneo por knock out.
Pero luego viene el lobo feroz y te suelta una sonora carcajada o va y se pone a llorar con toda su fealdad y tú te das cuenta de que es feo y bruto y malo, pero al verlo llorar de esa manera desconsolada y saberlo tan ignorante de su propia monstruosidad, a tí casi te entran ganas de consolarlo y lo imaginas bueno y con hijos, y ahí se te derrumban los esquemas. Pero no has de olvidar que es el lobo y que las cosas no son tan simples como en una fábula infantil.

12 comentarios:

Anónimo dijo...

Saludotes ivis..esa punteria tuya, que no necesita de mirillas telescopicas.
Saludotes desde Texas

Garrincha dijo...

oye, qué bien.
¿tengo que decirlo?
me alegro mucho que des fuete de esa manera.

María Gina Valero Ortiz dijo...

Hola querida Ivis aqui sigo y leyendote a gusto, siente que es eso lo que nos tiene en pie desde que el mundo es mundo.

Ivis dijo...

Gracias a todos, gente, ayer estaba inspirada y en sintonía con la granja de Reynaldo. De animales va la cosa.
Un saludo.

Lisetg dijo...

Hoy estan saliendo cosas buenas en la net...esta es una de ellas.

Yo tambien me afiance en mi decision, nunca me arrepiento, y ahora, despues de haber ido, menos. a pesar de los pesares, del sentimiento de no pertenencia y de las nostalgias...bien vale la pena.

saludos

Anónimo dijo...

Deja tu..y hasta tenemos caricatura propia que el Garrix nos metio a amargarle la tarde al pastor del viejito sangron....Son poquitas las negras pero..es idea mia o cada vez se hacen notar mas????
Saludos desde TX

Anónimo dijo...

Hace tiempo que no pones una foto de Gaby y yo me muero de deeos de verla otra vez. Tengo un archivo con todas sus fotos y no hay un dia que no lo mire. Please.

Anónimo dijo...

Ivis:Es cierto que el lobo feroz esta viejo y enfermo;pero ¡cuidado!,aun se necesita del "leñador"(o leñadores)para acabar con El y terminar de salvar a "Nuestra caperucita roja"(que ya no parecetan roja como antes)
Carga tus "pilas" y nutrete de nuevos y renovados argumentos que te fundamentaran tu desicion de sustituir el bullicioso azul del caribe por la soledad del mediterraneo.
Un saludo,cuando media España esta bajo la nieve y la otra mitad siente un seco frio de diciembre.
ROBERTO(ME GUSTA MUCHO LO QUE COMUNICAS)

Faranyi dijo...

Saludos Ivis, he mandado por email algunos de tus escritos a amistades mias en Cuba y una amiga llamada Ileana me ha respondido esto:

Lei las dos cosas, el cuento esta bonito y lo de Cuba creo que es dolorosamente real, que pena!!! De everdad siento mucho que sea asi, la gente se queda con una sensacion de vacio y a la vez de decepcion.
Esa persona escribe bien, me gusta

Ivis dijo...

Bueno gente, me alegro de que este texto haya gustado, incluso allá en el frío Madrid.
Un saludo a todos.

Ivis dijo...

Faranyi, ¡muchas gracias por la publicidad!

GaviotaZalas dijo...

Cuando estaba allá era caperucita Rojas, cuando vi que el lobo se comió
mis amiguitos,
mi abuelita,
mi papá,
toda mi familia, salí corriendo porque alguien debía contar la historia a los demás niños, recordandoles que al lobo hay que castigarlo antes de que deje huerfano a todo un país!!!
saluti