miércoles, 19 de septiembre de 2007

Aún me queda mucho por aprender...

Para llegar a escribir algo parecido a esto que les pongo a continuación. Es un poema precioso de Félix Grande que ví por primera vez en el blog de otro buena poeta mallorquín, Juan Planas.
Un saludo a todos,

Yo.


DONDE FUISTE FELIZ ALGUNA VEZ...

Donde fuiste feliz alguna vez
no debieras volver jamás: el tiempo
habrá hecho sus destrozos, levantando
su muro fronterizo
contra el que la ilusión chocará estupefacta.
El tiempo habrá labrado,
paciente, tu fracaso
mientras faltabas, mientras ibas
ingenuamente por el mundo
conservando como recuerdo
lo que era destrucción subterránea, ruina.

Si la felicidad te la dio una mujer
ahora habrá envejecido u olvidado
y sólo sentirás asombro
-el anticipo de las maldiciones.
Si una taberna fue, habrá cambiado
de dueño o de clientes
y tu rincón se habrá ocupado
con intrusos fantasmagóricos
que con su ajeneidad, te empujan a la calle, al vacío.
Si fue un barrio, hallarás
entre los cambios del urbano progreso
tu cadáver diseminado.

No debieras volver jamás a nada, a nadie,
pues toda historia interrumpida
tan sólo sobrevive
para vengarse en la ilusión, clavarle
su cuchillo desesperado,
morir asesinando.

Mas sabes que la dicha es como un criminal
que seduce a su victima
que la reclama con atroz dulzura
mientras esconde la mano homicida.
Sabes que volverás, que te hallas condenado
a regresar, humilde, donde fuiste feliz.
Sabes que volverás
porque la dicha consistió en marcarte
con la nostalgia, convertirte
la vida en cicatriz;
y si has de ser leal, girarás errabundo
alrededor del desastre entrañable
como girase un perro ante la tumba
de su dueño... su dueño... su dueño...

9 comentarios:

Medea dijo...

Ivis... que verdad tan grande!, hay quien dice que la felicidad no existe, pero yo creo que si. Me gusta algo quie oi que decia algo asi como que la felicidad es un estado de animo transitorio. Pero no, se que es mas... y es tan cierto el poema... nada que tengo el corazon machucado con el poema ese.

Ivis dijo...

Hola Medea, yo comparto la idea de que es un estado de ánimo, pero últimamente quiero creer que es menos transitorio de lo que parece, podemos ser muy felices, si queremos. Perdona por poner cosas pesimistas, pero es que es tan bello este poema... Pondré cosas más alegres.

Yvette dijo...

Me encanto.

Uno de los mejores poemas que he leído [y sentido] ultimamente.

(...) Suspiros prolongados (...)
Del carajo!!!

Anónimo dijo...

Ivis..Que decirte..No es triste el poema. Es la realidad, la nuestra, los que tenemos las raices lejos en veros. Del carajo..Y ayer fue mi cumple!!! Con amigos de llamadas de menos de un minuto. Nos leemos

Osvaldo Cleger dijo...

El poema es bueno... y sin embargo tú has publicado otros personales en esta página que, en mi modesta opinión, no tienen nada que envidiar al de Félix Grande

y no lo digo por halarte leva, no tendría porque hacerlo

¿quieres un buchito...?

Ivis dijo...

Yve, me alegro de que te haya gustado, yo creo que aunque un poco pesimista es una verdad como una catedral, muchas veces la felicidad queda en nuestro recuerdo y es inútil revivir momentos.

Ivis dijo...

Felicidades, amiga(o), espero que estés mejor, la añoranza siempre nos acompaña, aunque afortunadamente va pasando ese mal trago, ya verás que pasa.
Un saludo.

Ivis dijo...

Cleger, qué orgullosa me haces sentir con tu comentario, siempre deseé que mis poemas transmitieran esas cosas que yo sentí en su momento, aunque soy consciente de que este es un camino largo de constante aprendizaje. No obstante me siento bastante satisfecha, y más ahora con tu comentario. Gracias!

Medea dijo...

Si Ivis, dale que tu puedes!!